El Presidente Danilo Medina aprobó el Reglamento 664-12 que reglamenta el Mercado de Valores de la República Dominicana, para darle más garantías y credibilidad a los inversionistas, tanto nacionales como extranjeros, para reducir el riesgo sistémico y garantizar los mercados a fin de que sean justos, transparentes y eficientes. 

Esto es sin duda un paso de avance en nuestro incipiente mercado de valores. En su primer considerando el reglamento expresa que la superintendencia de valores es miembro de la Organización Internacional de Comisiones de Valores (OICV) (en inglés: International Organization of Securities Commissions, IOSCO), la cual es una organización internacional que reúne a los reguladores de valores del mundo y los mercados de futuros. Forma, junto con el Comité de Basilea de Supervisión Bancaria y la Asociación Internacional de Supervisores de Seguros, el Foro Conjunto de las normas internacionales de regulación financiera.

Este reglamento viene a complementar algunas cuestiones que aún estaban por definir en el mercado de valores.  Regula todos los actores de este mercado, desde los valores emitidos en el territorio dominicano, la superintendencia, los intermediarios de valores, los emisores de valores, los depósitos centralizados de valores, la compañías titularizadoras, las bolsas de valores, bolsas e productos y todos los que participen en dicho mercado.  Adecúa el mercado de valores a las nuevas leyes de Fideicomiso y Desarrollo del Mercado Hipotecario, y las modificaciones realizadas a la Ley General de Sociedades Comerciales y Empresas Individuales de Responsabilidad Limitada. 

La intención es desarrollar un mercado accionario, y promover aún más la figura del fideicomiso, y de la titularización, que permitan desarrollar inversiones.

Si desean pueden descargar este reglamento en la Sección de Legislación.

En hora buena.